Gobierno ignora a productores de café mexicanos y apoya planta de Nestlé

Nestlé

Cafetaleros de Veracruz rechazaron la nueva planta de Nescafé, de la multinacional Nestlé, que se inauguró el fin de semana con presencia del presidente López Obrador y recordaron que la empresa “no ha jugado un papel constructivo en la cafeticultura mexicana en beneficio de los productores y consumidores de café en México”.

Diversas organizaciones de caficultores publicaron un comunicado en el que denunciaron que Nestlé “compite de manera desleal y desplaza el café mexicano en el consumo nacional”.

“Nestlé y sus compradores dominan la comercialización del café mexicano, en un esquema que afecta a los productores”, señalaron los cafetaleros.

La 4T “olvida” a los productores de café en Veracruz

Los caficultores señalaron que “las políticas de favorecer de manera indebida a empresas como la Nestlé y de negarse a un diálogo y acuerdos en cuestiones fundamentales con los productores y organizaciones” deben terminar “de inmediato”, así como que se debe privilegiar a los productores mexicanos y proteger sus cultivos y economía.

Los productores de café en México se encuentran entre la población con más pobreza. Un estudio publicado en 2019 por el Centro de Estudios para el Desarrollo Sustentable y la Soberanía Alimentaria de la Cámara de Diputados afirma que en la cosecha de café se emplea a más de 515 000 productores, de los cuales 310 000 de ellos cultivan una hectárea, con el 85 por ciento de población indígena, ubicándose en 15 estados y 480 municipios.

Productores prefieren vender sus productos de forma independiente

La organización de los productores de café realizó alianza con grupos de consumidores y venderles café directamente. La experiencia de la gran mayoría de estas organizaciones ha sido exitosa. Sus miembros han visto cómo crecen los ingresos por su producto.

Mientras tanto, el gobierno federal ha decidido consolidar la posición de Nestlé en el mercado mexicano, de por sí dominante, y hacer que los cafetaleros no sean dueños de los medios de producción, sino empleados de los grandes capitales. En lugar de apoyar con fuerza a las organizaciones y a los productores de café locales.

notas relacionadas